Actualidad Animal

Camila Santa Ana le dedica emotivas palabras a su perrita Pascua

A un mes de su partida, la publicista recuerda lo difícil que fue la decisión de hacerla dormir y por qué decidieron cremarla en @almascotas. «Siempre te extrañaremos Pascuita».

En una publicación en la cuenta @recorriendoconperros Camila Santa recuerda a Pascua, la perrita que adoptó un día 24 de diciembre. Iba saliendo de su trabajo cuando vio que estaban a punto de atropellarla en Departamental.

«Tengo miles de palabras para ti Pascuita, pero se me hace muy difícil sentarme y escribirlas. Por ahora, quiero comentar lo importante que es contar con las personas adecuadas para tomar la decisión tan difícil que tomamos. Y una de esas personas fue Karen de @almascotas Cuando decidimos hacer dormir a Pascuita, sabía que quería cremarla y tenerla siempre cerca de nosotros», menciona.

Pascua.

Recuerda que hace un tiempo atrás había conocido a Almascotas. «Cuando supe que se iba acercar el día, les escribí. Inmediatamente acudieron con ayuda, se adecuaron a los tiempos que yo les dije. La vinieron a buscar y me dejaron mandarla envuelta en su mantita que tanto amaba. Se preocuparon de hacerle un registro en yeso de su patita y de hacer una linda ánfora con su plaquita».

La publicista dice que «a los días, me la vinieron a dejar a mi casa, con una carta hermosa, con un ramo de flores precioso y muchas cosas lindas. Qué importante es tener tino en este momento tan difícil y en Almascotas fue así, fueron muy criteriosos y vivieron el duelo junto a nosotros y eso es impagable.
Ahora Pascuita está al lado de Palooza, aunque no les niego que me gustaría que estuviera acostada en la cama a mi lado. Siempre te extrañaremos Pascuita».

En una reciente entrevista con nuestra revista conversamos con Camila sobre la adopción de sus perritas, el rol que juegan en su vida y el tumor que afectó a Pascua.

¿Cómo enfrentaste el cáncer de Pascua?
Nos dieron el diagnóstico en Febrero y en siete meses me la quitaron. Pensé en llevarla a Argentina para que la operaran, porque acá existe la quimio para perros, pero no hay radio. Hay muy poco conocimiento sobre cáncer, pocos especialistas. Con mi marido dijimos que íbamos dar la pelea, hacer todo lo humanamente posible. Cuando nos dijeron que el tumor había crecido, él se contactó con un doctor que le dijo que la podía operar, pero podía fallecer en la operación, que lo podíamos intentar igual, había que conseguir sangre. Llegamos a un nivel de desesperación de otro planeta ¿qué más podría haber hecho por ella? Habría hecho lo imposible con tal que no se hubiera ido, era joven. Tenía 10 años, eso me da mucha rabia. Un cáncer, qué mierda, y qué mierda que tampoco haya tanto conocimiento o ayuda. Hicimos las tres primeras quimios e íbamos bien, en la última quedó la cagada y fue todo muy catastrófico, el tumor le creció, no podía seguir respirando, fue muy angustiante porque ella comía muy bien, se movía bien, pero era una perrita que cuando tenía una crisis no podía respirar. El día que la hicimos dormir estuvo todo el día con crisis, antes le salía sangre de un orificio de la nariz, después de los dos, tragaba sangre, era invivible y ver su desesperación y la de su cara era… (se emociona).

Finalmente decidieron hacerla dormir…
Ahora que te cuento lo revivo y siento que tomé la mejor decisión, pero pasa el tiempo y me pregunto si podría haber hecho algo más y eso me ha matado estos últimos días. Si habré tomado la decisión correcta, es muy difícil tomar la decisión. Pero como dice mi mamá, que bacán que el animal no tenga que sufrir. Hoy le agradezco a la vida de tener más perritos, porque si se hubiera muerto la Pascua y no hubiera tenido más perros yo me muero, necesito su piel, los lengüetazos, son mi todo.

Puedes leer la entrevista completa en el siguiente link: https://mestizos.cl/camila-santa-ana-y-la-adopcion-trato-que-la-gente-abra-los-ojos/