club salvaje
Actualidad Animal,  Mestizos Magazine

Club salvaje: Pet joyas hechas a mano

La fundadora de Club salvaje nunca pensó que su objetivo de recaudar fondos para recuperar a perros callejeros que rescataba, se convertiría en un negocio. Trabaja con una orfebre y materiales nobles, como plata y oro. “Creció mucho más de lo que proyecté”, confiesa.

Por Jessica Celis Aburto

Nicole Reynaert Godefroy cursa cuarto año de Obstetricia y es una amante de los perros. Desde el 2015 es rescatista de perros callejeros, a los que recupera, da las atenciones básicas y/o les da un hogar temporal para luego entregarlos en adopción.

En un período de cesantía, pensó en cómo podía financiar las labores de rescate y los costos de ellas, a través de un financiamiento concreto. “Estaba cesante y nació la idea de hacer joyas para dog lovers. Con lo que recolectaba, podía costear el rescate de perritos. Nunca fue una idea de negocio o emprendimiento. Partió como una necesidad. Comenzamos con una raza (westie), porque yo tengo una -Nami, de 5 años-, que es la gerente general; y Ekko, -border kolie de 3 años- quien es el gerente de calidad ( risas). Así nació Club Salvaje. Ellos me ha acompañado en todo este proceso.

¿Qué pasó a partir de esas primeras creaciones?

Con el tiempo las personas me empezaron a pedir más razas y sacamos schnauzers, beagles, bull dog franceses. De a poco comenzamos a sacar colgantes y después nos diversificamos con aritos, pulseras, anillos. Trabajamos joyas de plata, porque es un metal noble que a todo el mundo le gusta. Con el tiempo empezamos a hacer joyas de oro de 18 kilates y con baños de oro. Todo es 100% hecho a mano y hoy es mi sustento. Creció mucho más de lo que proyecté. Y ahora hacemos joyas personalizadas para responder a la creciente demanda de muchas personas, que querían de sus perros mestizos.

¿Los diseños son sólo para doglovers?

No. Están enfocados a doglovers y catlovers, y también para otro tipo de mascotas; incluso especies vegetales, como flores de loto.

¿Cómo se elaboran las piezas?

Yo hago el diseño y el trabajo artesanal lo realiza una orfebre que trabaja conmigo.

¿Cómo funcionan los pedidos personalizados?

Me mandan una foto de la mascota, la estudio y mando de vuelta una propuesta vía correo electrónico. Sobre ella, la persona me comenta que ajustes debo hacerle, o si prefiere otra propuesta porque la enviada no le gusta. Trabajamos de forma personalizada 100%, hasta que el cliente aprueba el diseño. Recién ahí lo creamos.

¿Cuál es el perfil de tu compradores?

El 95% son mujeres, aunque los hombres no se quedan atrás. Ellos generalmente piden colgantes y de diseños más simples -como con la figura que muestra al perrito de lado-, y muchas veces, son para hacerles un regalo a sus parejas.

¿Qué es lo que más se vende?

Generalmente colgantes y pulseras.

¿Novedades?

Lo último que estamos sacando son joyas de plata con baños de oro en algunas partes de la pieza.

¿Cuál crees que es el aporte de Club Salvaje?

Que no son joyas que encuentras en internet o hechas por una máquina. Son joyas en las que ponemos todo nuestro corazón y dedicación. Usamos metales nobles, de buena calidad. La gente a veces comenta que son caros, pero eso tiene que ver con valorar todo el trabajo que hay detrás y la calidad de los materiales. Toda la cadena de producción es artesanal, y cada pieza tiene un significado.

CONTACTO
Web: clubsalvaje.cl
FB @clubsalvajechile
IG: @clubsalvaje