libro Por siempre una huella
Actualidad Animal

Duelo y animales: Cuando nuestro mejor amigo se marcha

La pérdida de un ser querido es muy dolorosa, pero, qué pasa cuando fallece uno de nuestros animales. Además de la pena, muchas veces nos sentimos incomprendidos, ya que quienes no han tenido este vínculo no empatizan de la misma forma con nosotros y suelen minimizar el dolor. Francisca Tagle, psicóloga, y Carolina Escobar, veterinaria, crearon el libro “Por siempre una huella”, el cual fue pensando como un acompañamiento durante el duelo por la pérdida de un animal de compañía.

“Es solo un perro”, “no exageres”, “compra o adopta otro”, “la pena pasará pronto”, son frases recurrentes que recibimos quienes tenemos animales cuando muere un miembro de nuestra manada. Si bien, cada vez hay más personas que entienden y comparten este vínculo, incluso un estudio publicado por Evolution and Human Behavior, confirma que la muerte de un perro puede ser igual de dolorosa que perder a un familiar. ¿Cómo no? Si son un integrante más de la familia. Quienes compartimos la vida con ellos sabemos que no se trata solo de una “mascota”, son seres sintientes que forman parte de nuestro día a día, con los que formamos relaciones de afecto, establecemos un vínculo y nos acompañan en nuestros mejores y peores momentos.

Por siempre una huella

Carolina Escobar, médico veterinario, y Francisca Tagle, psicóloga, realizan acrobacia aérea y en pandemia se juntaban a entrenar. Carolina le contó que en Estados Unidos algunos hospitales veterinarios le entregan un libro de acompañamiento a las personas cuando fallece su animal de compañía, lo conversaron y decidieron hacer su propio libro. “Nunca habíamos hecho un libro, coincidió que conocíamos una ilustradora, la verdad es que fue un proceso de aprendizaje, contactamos a una conocida que es editora, ella nos hizo el ensamble y la edición”, dice la médico veterinario. 

Francisca Tagle nos explica que el libro está enfocado en cualquier persona que sufre la pérdida de su mejor amigo. “Tuvimos que tomar ciertas decisiones, hicimos un libro sobre perros y otro sobre gatos. Ya que no es lo mismo tener un perro o un gato, y lo focalizamos en las mascotas más comunes, pero estamos abiertas a poder expandirlo a otros animales. La otra decisión que tuvimos que tomar es qué hacíamos con el personaje principal, finalmente decidimos que fuese mujer, pensamos que era lo más común, que culturalmente las mujeres se abren un poco más al proceso de duelo, a aceptar las pérdidas, a hablar más de esto. Pero el libro sirve para todos, si se lo quieren regalar a un hombre, también se puede. Es bastante concreto y simple, sirve para niños, adultos, no es complejo de entender, el texto es bastante cortito por página”. Carolina agrega que se enfocaron también en las ilustraciones, “que fueran frases cortas e ilustraciones para que sirviera para cualquier edad, con colores neutros para que no esté muy cargado ni a lo femenino ni a lo masculino”.

Un libro es narrado por un perro y el otro por un gato ¿Qué podemos encontrar?

Francisca explica que “la Caro es veterinaria, yo soy psicóloga, por lo que se hizo un cruce bastante interesante en cómo plantear este libro para que fuera de utilidad. Tiene un trasfondo también, desde ahí pensamos que el narrador fuera la mascota, ya que es algo más significativo. Cuando uno tiene una pérdida, un duelo, de cualquier índole, todos los otros jugamos un poco como narrador externo, dando consejos, un mensaje. Dijimos que quizás es mucho más bonito y significativo que te esté hablando quien ya no está con nosotros y no desde un tercero, que te deje un mensaje. Esa fue un poco la idea de que hablara la mascota”.

El libro parte contando la historia de cuando se conocen, el vínculo especial que surge entre ambos, por qué entre todos los animales y las personas que hay “yo fui tuyo y tu mío, se genera este vínculo y estamos juntos. Recordando que estuvimos juntos en momentos de tristeza y felicidad, frases de recuerdo, vivencias, y, además, de agradecimiento del tiempo que vivieron juntos. Un poco de consuelo también, ya que hay mascotas que a veces se mueren al principio, y el tiempo que estamos juntos es cortito. Además, viven menos años que nosotros, entonces es un tiempo más acotado”, explican las autoras.

Francisca Tagle menciona que hay una frase que dice “no se trata del tiempo que estuvimos juntos, sino de las cosas que vivimos, la calidad del vínculo, los secretos que nos contamos, las cosas que compartimos, los juegos, los abrazos, las caricias, va en esa línea. Revive la historia, el proceso y termina diciendo, que te pueden decir muchas veces que estoy en tal parte u otra, pero donde realmente siempre voy a estar es en tu corazón, voy a estar contigo y te voy a seguir acompañando. Cuando lo escribía y leía, muchas veces lloraba, pensando en las mascotas que ya no están y en las que tengo, me daba pena solo pensarlo. Fue un libro muy bonito y simbólico de escribir también, ya que se hizo en pandemia, en un momento simbólico, en un momento que estaba ligado a la muerte”.

Puedes personalizarlo también…

Sí, al principio puedes dedicarlo a tu persona favorita y de parte de (el nombre de la mascota). Al final, puedes poner una foto suya también y escribir unas palabras. Te habla tu mascota y tú le puedes dejar algo también a ella.

¿Cuál es el fin de Por siempre una huella?

“La idea es que este libro sea un pequeño tesoro que uno pueda tener de recuerdo, leerlo cuando uno esté en un momento de tristeza, cuando uno quiera recordar, cuando uno quiera llorar, es una especie de acompañamiento que a veces las personas o la sociedad no te dan. Eso es lo que pasa en los procesos de duelo, en general, que todas las personas te acompañan al principio, pasan uno o dos días, se alejan un poco y después ya se olvidan. Con la mascota es mucho peor, no está muy validado, la mayoría de la gente no comprende el vínculo emocional que significa una mascota y cuando uno vive un proceso de duelo, las implicancias de los duelos son más grandes cuando el vínculo emocional es fuerte. Es un proceso muy difícil para las personas, pero al mismo tiempo no está validado”, dice Francisca Tagle.

Carolina Escobar agrega que los duelos por los animales “pueden durar años, no es tan simple. Hay vivencias personales que están impregnadas en este libro y uno también piensa en los detalles, el libre es de un tamaño relativamente pequeño, pensando en que te pueda caber en la cartera, en la mochila para que lo puedas llevar contigo. Pensamos en eso porque la gente guarda recuerdos que le pertenecían a sus mascotas, los lleva consigo, fotos”.

Francisca menciona que “uno lo puede tener en el velador para cuando lo necesite, es un libro para tenerlo contigo, que te acompañe, que te permita sentir la pena y llorar, tener algo. Es sano, es parte de, el duelo por la muerte de una mascota no está tan validado y uno necesita sus espacios personales, más íntimos, recordar, ese es el rol del libro. Puede ser un lindo regalo para alguien que está viviendo este duelo, qué lindo poder llegar con un libro porque es un regalo mucho más simbólico. Te entiendo, estoy contigo y no tienes que decir más, el regalo lo dice todo, da un espacio de vínculo y conexión con otros, y de empatía con otros”.

Por siempre una huella

En este libro, tu mascota se despide para siempre de ti, con palabras de acompañamiento, despertando recuerdos y emociones que compartieron juntos. Por siempre una huella lo puedes personalizar, generando un espacio íntimo donde despedirte de una manera más profunda de aquel ser querido con el que creaste un vínculo único. Te acompañará de manera especial con su recuerdo durante el duelo y toda tu vida.

Si quieres adquirir el libro puedes escribir a la cuenta de Instagram @luv.chile (www.instagram.com/luv.chile)

Sobre las autoras

Carolina Escobar Troncoso

Médico veterinario, diplomada en medicina de animales menores y especialista en patología clínica animal. Pionera en terapia asistida por animales en Chile, fundadora de Corporación Dos Amigos. Se ha dedicado a la docencia y hoy dirige su propio laboratorio clínico. 

Francisca Tagle Arriagada

Psicóloga, Magister en psicología clínica y estudios de posgrado orientados en educación y vulneraciones en infancia y adolescencia. Su enfoque principal está puesto en el área social, educacional y la salud mental. Amante de los animales, voluntaria y parte del equipo de Fundación Julieta.