erizo
Actualidad Animal

Erizos son prohibidos como animales de compañía en España

El Consejo de Ministros aprobó en 2019 un Real Decreto que actualizó el Catálogo español de especies exóticas invasoras, el que comenzará a regir el 1 de enero de 2022.

A todo animal no autóctono que resida en España en el ámbito doméstico se le denomina invasor porque podría ser abandonado o escaparse y constituir un peligro para el ecosistema local. Según información publicada por hola.com, la primera razón por la que la legislación entra a valorar si una especie animal debería estar en los hogares o no es una cuestión de equilibrio del medio ambiente y cómo puede afectar su presencia a las especies autóctona, reproduciéndose en libertad y de forma descontrolada, compitiendo por el alimento y el territorio.

La intención de la ley es solo garantizar que el medio ambiente no sufre alteraciones. Dentro de los animales catalogados como invasores están las cotorras argentinas, las que han sido desde hace mucho tiempo un serio problema para la supervivencia de los gorriones y las palomas locales.

Los mapaches representan un serio problema para la fauna autóctona española, ya que son mamíferos carnívoros de hábitos nocturnos. Son animales salvajes no domesticables, y este hecho produce que quienes han querido tener uno lo abandonan.

El caso de los erizos, se ha prohibido la tenencia de estos animales en hogares por la misma razón que los anteriores, sin embargo, en Estados Unidos se considera una especie útil para controlar las plagas de insectos y, por tanto, allí se aprecia el impacto positivo que puede tener pese a no ser tampoco una especie autóctona.

Agapornis: se busca su prohibición para preservar la flora y fauna autóctona, también con el objetivo de que la especie que se prohíbe no sufra peligro de extinción.

Los cerdos vietnamitas también están en esta lista de animales prohibidos. Se han detectado multitud de piaras silvestres de estos cerdos en más de 40 localidades de toda España. En muchos casos provienen de cerdos abandonados, pero también hay casos de animales que se escapan y que viven libres, cruzándose descontroladamente con jabalíes autóctonos, lo que ha dado lugar a una variedad conocida como cerdolí.

¿Qué pasa si ya tengo un animal prohibido?
La ley insta a que si los animales se adquirieron con anterioridad permanezcan con sus dueños, pero éstos deberán informar a las autoridades competentes de las comunidades autónomas inscribiéndose en un registro especial.

Foto Pixabay en Pexels