laboratorio
Actualidad Animal

Laboratorio que experimentaba con animales cerrará en febrero

Activistas grabaron en secreto un video, que fue revelado en octubre de 2019, que dejaba en evidencia el cruel maltrato que padecen monos, perros y gatos en un laboratorio en Hamburgo, Alemania.

Un video fue grabado con cámaras ocultas en un laboratorio en Hamburgo, Alemania. En el registro se escucha a los primates gritando de dolor, así como perros y gatos sometido a condiciones dolorosas.

En las imágenes se puede apreciar el maltrato que sufren los animales con el fin de desarrollar diversas pruebas científicas. El trabajador encubierto, de las organizaciones Soko Tierschutz y Cruelty Free International (CFI), grabó dentro del Laboratorio de Farmacología y Toxicología.

“En el video se ve a monos llorando como recién nacidos mientras cuelgan de arneses de metal atados a sus cuellos”, informó el portal Mirror. Los animales permanecen dentro de estrechas jaulas que los aturde y los deja al borde del colapso debido al estrés que padecen.

Friedrich Mülln de Soko Tierschutz dijo que “los animales aún meneaban la cola cuando los llevaban para matarlos, los perros estaban desesperados por el contacto humano”. Agregó que “el peor tratamiento se mantuvo para los monos. La raza de macacos son primates pequeños y relativamente ligeros, que a menudo se usan para experimentos científicos con animales en LPT”.

El video que fue publicado por activistas animalistas dura 8 minutos y muestra también el sufrimiento de animales domésticos como perros y gatos. Según fuentes del CFI consultadas por el medio de Reino Unido, las pruebas involucran envenenar a los animales para ver qué cantidad de sustancias químicas o drogas se necesita para causar un daño grave, que sería una manera de medir el mismo impacto en los seres humanos.

“Nuestra investigación ha descubierto un terrible sufrimiento animal, cuidados inadecuados, malas prácticas e infracciones de las leyes europeas y de Alemania”, dijeron los responsables de la denuncia.

Luego que se dieran a conocer las imágenes, se realizó una investigación al Laboratorio, de Farmacología y Toxicología alemán, debido a presuntas violaciones contra las leyes de protección ambiental. Según informes de las autoridades alemanas el recinto deberá cerrar en febrero.

Tras la determinación de cerrar este sitio, Kerry Posttlewhite, directora de asuntos públicos del CFI, expresó que se trataba de una victoria de suma importancia para los activistas relacionados con el bienestar de los animales, pues “el nivel de crueldad hacia esas especies y las violaciones legales descubiertas por nuestra investigación es algo completamente inaceptable”.