perro rescatado
Actualidad Animal

Perro rescatado con quemaduras se reúne con el veterinario que le salvó la vida

Todos pensaban que el perro rescatado no sobreviviría. Te invitamos a conocer su historia y revisar el video del reencuentro.

Smokey fue encontrado por los bomberos, encadenado a un árbol en West Palm Beach, Florida, Estados Unidos. El perro vivía en un campamento para personas sin hogar donde ocurrió un incendio, producto del siniestro Smokey sufrió graves quemaduras en todo su cuerpo.

El capitán del Cuerpo de Bomberos, Gregg Gordon, dijo que perro tenía quemaduras graves y que estaba muy angustiado en el momento en que lo encontraron, incluso pensaron que no sobreviviría.

Los rescatistas lo llevaron a Adams Animal Rescue, donde lo examinaron y debido a las heridas en su piel necesitaba tratamiento médico y rehabilitación.

Smokey no confiaba mucho en los humanos, pero mostró aprecio a su manera. El perro fue transferido al Jupiter Pet Emergency & Specialty Center (JPESC) donde pudo recibir atención especializada: transfusiones de sangre, baños medicinales diarios, cambios de vendaje y sesiones en una cámara hiperbárica que reducirían tanto la hinchazón como el dolor.

Después de un largo tratamiento Smokey comenzó a mejorar. El Dr. Latimer y personal médico de JPESC trabajaron arduamente para asegurarse que el perro sobreviviera y saliera adelante.

En poco tiempo, el perro, estaba lo suficientemente saludable como para ir a un nuevo hogar. Fue entonces cuando una de las asistentes del centro se enamoró de él y lo adoptó.

La Dra. Katelyn Thomas se convirtió en la orgullosa madre de Smokey. Pero antes, el can desarrolló un vínculo muy especial con otro funcionario del JPESC, el Dr. Latimer. Él fue el encargado de curar sus heridas y cuidarlo cuando estuvo al borde de la muerte, se convirtió en una persona muy importante para el perro.

Nueve meses después, Smokey se reencontró con su amigo y su reacción es conmovedora. Cuando regresó al JPESC para un control se mostró muy feliz y agradecido. Pero su emoción fue mayor cuando vio al Dr. Latimer.

MIRA EL VIDEO