Actualidad Animal

Volver
Alt de la imagen

Perros Pitbull: Potencialmente maravillosos

abril 22, 2019 by Isabel Pinto en Actualidad Animal

Perros de raza, como los Pitbull, son explotados por años, siendo víctimas de un sufrimiento que muchas veces, por ignorancia, terminamos apoyando.

“Era 2009 y disfrutaba de mi primer año de vida en pareja. Teníamos a una pastora belga, la Negra, viviendo su jubilación con nosotros. Un día, vi un anuncio sobre unos pitbulls rescatados de una banda de narcos que los usaba para peleas ilegales. Y me enamoré de Pit, de su mirada de tristeza, que para nada reflejaba el orgulloso temor que ostenta la raza. ‘Levanté solicitud’ en mi casa para incorporarlo a la familia. De ahí en adelante, el compromiso fue total. Me preparé por mi cuenta en entrenamiento canino y mi foco fue devolverle la confianza en la raza humana.

Cuando salíamos a caminar, las personas se cambiaban de vereda. Algunos amigos se sentían nerviosos al visitarnos, pero rápidamente, Pit empezó a demostrar obediencia y lealtad a toda prueba. Cuando quedé embarazada de Alonso, el 2012, muchas voces se levantaron para sugerirnos regalar a Pit: era impensado juntar a un perro así con un bebé. Sin embargo, resultó ser su protector 24/7 hasta el día de hoy. Duermen juntos, ven tele, hasta juraría que a Pit también le gusta Fortnite (ríe).

perro pitbull

Siempre demostró llevarse bien con quien fuera su compañera perruna de turno; primero con su “abuela” Negra, y hoy con su “sobrina” Danka, de 4 años, una doberman de look atemorizante, pero con un corazón de eterna cachorra.

En mi casa creemos en las segundas oportunidades y en no juzgar por la fama. Y sabemos que esto es un bello ejemplo para nuestro hijo”, cuenta Angélica Salas, directora comercial de nuestra revista.

Alonso y Pit

El pitbull, seguro, es uno de los perros que más estigmas tiene de parte de quienes NO lo conocen. En nuestro país, se han confiscado muchos que han sido utilizados en peleas ilegales, esas que son un verdadero infierno desde que comienza la preparación del perro hasta que queda seriamente dañado. ¿Por qué se elige a un pitbull para esto?

Andrea Cazés no sabía nada de la raza hasta que apoyó a una amiga que había rescatado a una perrita y luego encontró otro en un paradero en Las Condes. Investigó y se enamoró de estos canes. Desde hace una década, su dedicación ha sido completa y casi exclusiva a ellos. Ha adoptado 4 y cada experiencia ha resultado maravillosa. ¿Qué vio en los pitbulls? “Siempre digo que con ellos no hay retorno. Es lo que me ha pasado a mí y a las personas que he conocido a lo largo de estos 10 años. Tienes uno y no quieres volver a otro tipo de perro”, señala con convicción. “Son de familia, lo único que buscan es complacer a sus dueños… Son extremadamente buenos con los niños”.

De hecho, en los casos en que sus dueños los hacen pelear, jamás un pitbull se ha ido en contra de su amo. “Son tan leales, que ni siquiera a las personas que los exponen y les hacen las brutalidades más grandes, las traicionan”, enfatiza Andrea.

Si bien el pitbull fue creado o concebido para pelear con otros canes, no es menos cierto que en los años 60 era considerado un perro de familia por los estadounidenses. Quienes conocen bien a la raza, sostienen que es capaz de hacer lo que sea por sus dueños, incluso, pelear hasta entregar su vida.

Las peleas de pitbulls constituyen una de las formas de maltrato animal más terribles y por años se ha perseguido a quienes tienen este tipo de prácticas, rescatando a ejemplares en pésimas condiciones. La esperanza es que, pese a los daños que puedan sufrir, en su mayoría estos perros son rehabilitables.

“Creo que el mundo está en deuda con los pitbulls, porque no son lo que la gente cree, son la raza más estigmatizada a nivel mundial, en Estados Unidos se sacrifican un millón al año. Es cierto que hay perros que no tienen vuelta, como en cualquier raza, porque tienen alguna enfermedad, porque no son manejables… en eso el pitbull no es la excepción, pero decir que es un raza agresiva es falso. De los más de 100 que he dado en adopción, te juro, nunca he tenido una queja”, agrega Andrea Cazés. Pero sí, dice, debe ser una adopción orientada: “No existen razas potencialmente peligrosas, sino ejemplares peligrosos en cada una de las razas”.

Probablemente, un cambio en el trato a nivel general será la respuesta a trabajar en bloque, sin divisiones. En países europeos la mejora en la calidad de vida de los perros fue el resultado de la unión al mundo animalista, médicos veterinarios y criadores éticos. En este caso, como en todos, en la unión está la fuerza.

Si eres testigo de un caso de maltrato, denuncia en Bidema, en el juzgado de policía local o en Carabineros. ¡No te quedes callado!